Antropología Social

Hace 100.000 años poblaban la superficie de la tierra al menos seis tipos de homínidos, hoy solo queda una, no es la mas fuerte ni la que tenia mayor cerebro, pero logro imponerse a las demás en la lucha por la existencia, si somos nosotros y con nuestra habitual inmodestia nos denominamos “sapiens

Lógicamente surge la pregunta ¿cómo lo hicimos? Hay varias teorías al respecto, mi opinión personal es que el aspecto decisivo fue la capacidad de crear organizaciones sociales complejas.

Aquí en Europa vivían los Neandertales, mejor adaptados al clima y los recursos del entorno, pero sus comunidades eran pequeñas rara vez pasaban del centenar de individuos.

Poco pudieron hacer cuando su ecosistema fue colonizado por sus primos, nosotros, que teníamos la capacidad de cohesionar distintos grupos creando supra-comunidades de varios cientos de individuos para alcanzar un determinado fin.

Siempre que pienso en esto recuerdo aquellas imágenes de las luchas de las hormigas y las termitas, las termitas son más fuertes, mejores guerreras pero nada pueden hacer cuando el ejercito de hormigas las supera en ratios de 10 o 12 a una.

Y ¿como el sapiens fue capaz de crear esas estructuras complejas y los demás no?, todos los grupos homínidos usaban las manos para manejar herramientas y tenían un lenguaje.

Parece ser que la principal diferencia fue la capacidad de tener pensamientos abstractos y con ello crear mitos comunes, eso nos permitió darnos unas reglas de conducta que mantenían cohesionado al grupo y una estructura jerárquica una de cuyas funciones era la de vigilar el cumplimiento de esas normas.

Esto no solo permitió tener grupos mas numerosos sino además relacionarse e incluso fusionarse con otros grupos creando grupos mas complejos, para alcanzar determinados objetivos.

Hoy 100.000 años después solo somos hijos de aquellos sapiens que vinieron de África.

Y porque toda esta historia, bueno viene al caso por un par de discusiones que he tenido esta semana. Una hace referencia a la situación en España después de las ultimas elecciones y las posibles alianzas y juegos de poder que se van a dar en las próximas fechas.

De ello hablaremos tal vez en unos días.

La otra fue sobre las organizaciones empresariales, como los niveles altos en una jerarquía deben velar por el cumplimiento estricto de las normas internas, aunque suponga el perjudicar de forma consciente a algún individuo.

Igualdad y equidad no es lo mismo y es responsabilidad de los individuos que ocupan un nivel superior en la escala jerárquica tomar aquellas decisiones que benefician al grupo sobre los individuos que lo conforman aunque sean valiosos.

Para ello suelen contar con un entramado de normas que están pensadas para que el grupo funcione así, y los individuos que entran a formar parte de ese grupo desde el momento que lo hacen aceptan implícitamente acatar esas reglas.

El tomar decisiones que supongan hacer excepciones a las normas suele llevar a romper la cohesión del grupo.

Esto puede llevar al individuo perjudicado a sentirse frustrado, criticar las normas o sus superiores o incluso a abandonar el grupo. Solo algunos individuos son capaces de comprender el entramado, evaluar sus posibilidades y superar las limitaciones de forma creativa.

Si me has seguido leyendo hasta aquí es posible que sea porque esto te interesa, ¿estas de acuerdo?, incluso es posible que alguna vez te hayas sentido en esta situación. ¿ha sido así? ¿cómo has reaccionado?.

Gracias por acompañarme.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s